EDUCATION POUR TOUS

EDUCATION POUR TOUS

El verdadero enemigo: ¿Y si fuera Yo?

El verdadero enemigo: ¿Y si fuera Yo?
Estos días he sido muy preocupado por un tema. El del verdadero enemigo. Solemos decir que nuestro enemigo viene de fuera porque no pertenece a nuestro ámbito familiar. Por lo tanto si hay alguien que quiere robar lo que tiene o lo que lleva, sería alguien de fuera. Hace poco creía en esta tesis pero hoy en día mi visión del verdadero enemigo ha cambiado.
No hay ningún lugar, ningún sector de actividad o ningún sitio en el mundo donde se combate el enemigo de fuera. Siempre el enemigo le encontramos dentro. En nuestra casa nuestro mejor enemigo es nuestro hermano o hermana. En el cole, igual, en nuestro lugar de trabajo peor. No hay que buscar lejos sino alrededor. Los mismos que salen contigo, que te invitan a tomar un café, a charlar, a pasear, son los mismos que hablan mal de ti. Son los mismos que se burlan de ti cuando no estás. Es un poco raro ver que las cosas andan así. Pero eso lo es de verdad. ¿Quién me diría que no ha conocido una parte de celo de sus colegas, de sus hermanos, de sus amigos? Tus hermanos, tus colegas, tus amigos, tus parientes deberían ser al principio, los que te cuidan, los que velan sobre ti, los que te bendicen, los que te quieren a morir los que...
Cuando decidí esbozar esta reflexión, mi objetivo era llamar la atención de los miembros de este grupo que a veces me parecen muy pasivos. Se publican cosas que no se leen, que no se comparten, que no se ven. Si fueran tonterías, seguro que muchos comentarían. Pienso que es imprescindible compartir en este foro la visión que tenemos sobre la educación, las relaciones interpersonales. Cuando uno publica un tema interesante, se trata de compartir ideas, enriquecernos con las experiencias que tenemos y así podemos avanzar de un paso. No hace falta decir siempre no podemos cambiar el mundo, las cosas estás ya echa. ¿Quién te ha dicho eso? Se trata de hacer un esfuerzo para que cambien las cosas y si uno quiere que las cosas cambien, él mismo debe cambiar por sí mismo.
Me preguntaran algunos al final ¿de qué usted está hablando? La verdad es que estoy hablando del verdadero enemigo que se encuentra dentro de nuestro círculo, en nuestra casa, en nuestro lugar de trabajo. No existe en la calle, no es el Él, sino el Tú. Este enemigo es el que me rodea, con quien comparte el pan de cada día, con quien sonríe. Entonces ¿Debo dejarme llevar con una visión pesimista de la amistad? Creo que no. Si tú quieres ser mi enemigo, yo no. De hecho siempre te amaré y nunca me dejaré llevar con tu mala leche o mala cara. Porque creo que es un deber de amar al ser humano como si fuera yo mismo.
Tenemos una lengua, una boca, un corazón un alma y más cosas. ¿A qué nos sirven estas cosas? Nuestra lengua vale para qué? Decir tonterías o cotillear? Nuestra boca a bendecir o a maldecir? Nuestro corazón a amar o a odiar? Y al final. El alma nos ayude a diferenciarnos de los animales o nos acercan más de ellos? Son pequeñas preguntas que cada uno debe plantearse y ver en qué medida responder. No sólo aquí sino en el más profundo de su ser.
El verdadero enemigo: ¿Si fuera YO?
Clément TSANGA MBIA

Répondre
Pseudo :
Adresse e-mail:


Se souvenir de mes infos ( pseudo et e-mail ) :
Cochez la case ci-contre :

Inscrivez-vous au blog

Soyez prévenu par email des prochaines mises à jour

Rejoignez les 107 autres membres